sábado, 23 de diciembre de 2017

Méliès

Extraordinaria portada, obra de Juan Luis Borra, para el fundamental libro coral "Méliès" (Libros del Innombrable 2017)

Méliès. Cuando el cinematógrafo necesitó un mago


Estableciendo un inocente juego de palabras, un truco del lenguaje, resulta paradójico y fundamental destacar que Georges Méliès sembró de luces las sombras de Lumière. Sin la intervención de este mago y pintor, el cinematógrafo hubiera sido poco más que un alarde científico, tan solo una herramienta para documentar lo cotidiano, como la salida de la fábrica de unos obreros en 1895, precisamente filmada por los hermanos Lumière o trasladado a nuestro país y sus querencias eclesiásticas, otra salida, la de misa de 12 del Pilar de Zaragoza, filmada dos años más tarde por Eduardo Jimeno Correas. Un artefacto de feria y barraca para primitivos voyeurs, un espectáculo de exposición universal, poco más que el último grito científico del siglo XIX; en esto se hubiera resumido el cinematógrafo. Méliès, fascinado por el invento de los hermanos y tras asistir al pase inaugural de la primera proyección consiguió convertir aquel juguete de la ciencia en una verdadera fábrica de ensueños, en una nueva y deslumbrante manera de alumbrar obras de arte. Adaptando al cinematógrafo su experiencia en el teatro, la pintura, el gusto por los espectáculos circenses, la fantasmagoría, el ilusionismo, la prestidigitación, el escapismo, halló el truco perfecto y a su través, el diálogo mudo con un espectador que necesitaba creer. El cinematógrafo necesitaba un mago y el espectador necesitaba magia. Así se fraguaron las primeras películas fantásticas, la inauguración del lenguaje cinematográfico, de la ciencia ficción y de todos los géneros. Así nació el primer teatro de los sueños, la primera sala de cine, en el parisino teatro Robert Houdin, propiedad de Méliès. Allí nació el cine [...]

LEER LA RESEÑA COMPLETA EN: Odisea Cultural


A continuación, Le Manoir Du Diable (George Méliès 1896) Mefitófeles se transforma en murciélago y así Mélies anticipa el vampirismo en el cine. Además, hacia el final del corto cuando tiene lugar las transformación de la mujer, notable influencia de los grabados de Goya.


16 comentarios:

  1. Creo que es mi personaje real favorito del cine.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Su vida fue una película y él fue un gran personaje. Así que no me extrañan tus palabras. Gracias por pasar Clementine. Besos y felices días.

      Eliminar
  2. Muy buen texto Marcos.
    No conozco mucho de su biografía ni su filmografía; es más, más allá de El Viaje a la Luna creo que no vi nada. Pero este corto es tremendo, y más viendo la fecha de creación. El efecto cuando agarra al murciélago y se convierte es tremendo.
    Noté la influencia de Goya, y hasta me hace reír cuando se va a sentar y aparece el esqueleto.
    Muy bueno!!! Tendré que ver más de este señor. Un verdadero Mago

    Felices fiestas! Y feliz 2018!
    Abrazo grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz 2018 amigo Frodo y gracias por pasar. Dede luego, para mí las películas de Méliès han sido todo un descubrimiento a partir del libro. Ha sido inevitable. He caido en su encanto. Espero que tu también caigas jeje. Abrazos.

      Eliminar
  3. Muy cierto ese juego de palabras- El cine empezó realmente, como espectaculo, con un mago que hizo ciencia ficción.
    Y fue homenajeado por Smashing punkiks.

    https://www.youtube.com/watch?v=nRlLxUANP6o

    Felices fiestas. Y feliz 2018

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz año Demiurgo. Bue, me ha encantad el vídeo que no conocía, por cierto. Muchas gracias! Abrazos.

      Eliminar
  4. el cine es magia, he recordado la película Oz.
    https://www.youtube.com/watch?v=wGqukkTjHh0

    muy instructivo tu post.
    saludos y felicidades

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De hecho es magia desde que lo cogió Méliès. Convertir un invento tecnológico en magia fue su mejor truco. Saludos!

      Eliminar
  5. que poco se también de este señor... gracias por recordarlo entonces y felices fiestas, que la pases bien este fin de año...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias amigo JLO. Te deseo lo mejor para el 2018. En realidad, Georges Méliès es todavía un desconocido. Y es una pena. Debe ser siempre reivindicado. Abrazos.

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. Llego tarde pero feliz 2018 Licantropunk. Tú siempre tienen a Méliès en la cabeza, no hay más que ver la imagen que te acompaña jeje. Abrazos.

      Eliminar
  7. ¡Magnífica portada, Marcos! Hay tanto que contar sobre Melies... aunque confieso avergonzado que aún no he visto la película "Hugo". Quien merece de sobras una película es tu paisano el pionero Segundo de Chomón ¿a qué esperan?
    Muy Feliz Año, Marcos.
    Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto Miquel, ¿a qué esperan? Pues, supongo, que a conocerlo porque hay mucha gente que ignora quién fue Segundo de Chomón. Eso sí, en el libro que reseño, es muy nombrado por todos los autores. Muy feliz año también para ti. Nos vemos pronto. Un abrazo fuerte.

      Eliminar
  8. Querido, querido Marcos, ¡a través de tu reseña sobre este libro que tanto me apetece, te deseo un año 2018 de cine... Llegaremos a la luna de Méliès!
    Beso
    Hildy

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh Hildy, Fly me to the Méliès' moon entonces!!! jejeje. Te deseo lo mejor para el año 2018. Nos seguimos leyendo. Más que recomendable este libro. Besos.

      Eliminar